martes, 28 de agosto de 2012

No pierdo la esperanza!!!


Resulta que una de mis grandes virtudes es a la vez un gran defecto, ser perfeccionista. Lo he sido siempre, desde niña.  Eso me generó bastantes frustraciones, pero también mucho orgullo cuando lograba lo esperado.

A que voy?, a que dejé de lado a la mujer Hemer... no para siempre, no!!... solo necesito alejarme para retomarla con tranquilidad y finalizar el trabajo como corresponde.

Mientras tanto, estoy trabajando en mi primer encargo...  estoy usando papel Canson de 180 gr/m2 de grano ligero.


No hay comentarios: